Las mejores bebidas para combatir el calor

Gastronomía Ir a comentarios

 

Con la llegada del verano, es necesario hidratarse para evitar la fuga de líquidos de nuestro cuerpo. De ahí que existan bebidas resfrescantes que sólo se consumen en verano para combatir las altas temperaturas. Bebidas frías como limonadas, tés helados, granizados, cafés con hielo, son clásicos en este combate contra el calor, sin embargo hay más opciones:

    • Batidos. Son divertidos, ideales para niños ya que combinan elementos nutricionales como leche, yogures y frutas muy diversas… con los líquidos que el cuerpo necesita reponer.
    • Zumos y licuados. Son ideales para cualquier persona por su contenido vitamínico y desintoxicante. Tienen las ventajas de comer frutas y de beber líquidos. Los zumos con frutas de verano y frutas tropicales, cítricos, etc. Por no mencionar la horchata o la limonada
    • Refrescos. Los más socorridos cuando aprieta el calor. (Los hay efectivos y riquísimos como los de café, té, limón… incluso de chocolate.)
    • Aguas con sabor. Muy de moda en algunos países, donde agregar al agua sabores para hacer más divertido el trago. Agua con sabor a melocotón o durazno, agua con sabor a melón, naranja, etc…
    • Sopas frías. A los conocidos gazpachos andaluces, salmorejos y ajos blancos, se le unen cremas frías a base de verduras con puerros, apio, calabaza y otros vegatales de temporada.

Bebidas con hielo para el verano

Bebidas con hielo para el verano hay muchas. Algunas especialmente apropiadas para la época estival como los sorbetes, los granizados, algunos cócteles o la tradicional sangría… y otras, como el café o el té, que con tan solo un cubito mudan de temperatura cual camaleón sin perder seguidores ni atractivo.

Cierto es que las bebidas fermentadas como el vino o la cerveza se sirven sin hielo, pero no lo es menos que en la mayoría de las restantes combina perfectamente, alcanzando la categoría de indispensable en productos como las cremas y los licores.

Si te gustan las bebidas con hielo, has de saber que éste puede presentarse en distintas formas y texturas:

  • Cubo de hielo: es el formato más popular y tradicional de cuantos existen. Tarda mucho en derretirse, lo que reduce la potencia y resalta el sabor de la bebida a la que acompaña. Si haces tus propios cubitos de hielo, te aconsejamos que hiervas el agua para evitar sabores añadidos.
  • Hielo crush, frappé o nieve: se utiliza especialmente en coctelería y resulta muy estético. Se puede conseguir batiendo el hielo a mano o con licuadora y se derrite muy rápido.
  • Hielo fizz: es pequeño y compacto, con forma cúbica o de canica. Enfría rápido, aunque también se derrite con bastante celeridad. Se usa en cócteles y bebidas destiladas.
  • Hielo granizo o cobbler: parecido al frappé, pero más consistente y transparente. Muy vistoso.

Pero en otros países y culturas, para combatir el calor, utilizan bebidas a temperaturas atípicas para nosotros, generalmente infusiones. Hay donde sirven las bebidas templadas o incluso se consumen bebidas calientes:

  • En China, es común ver por la calle a la gente portando enormes termos humeantes con múltiples infusiones que beben contra el calor. Esta costumbre también está arraigada en otros países asiáticos.
  • En Argentina, se consume una famosa infusión llamada mate, que si bien hay quien la consume a menor temperatura que en invierno, sigue siendo un aporte en caliente para luchar contra las altas temperaturas. También se consume de la misma forma en Uruguay, Paraguay o Chile.

Huye de las bebidas alcohólicas y combinados con alcohol, pese a que pueden dar sensación de refresco en un primer momento, tienen un efecto contrario, ya que el alcohol es deshidratante. La ingesta de alcohol provoca un aumento en la producción de orina en 10 ml por cada gramo de alcohol ingerido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *