¿En qué libros se basa la serie ‘Juego de Tronos’?

Arte y Literatura Ir a comentarios

 

Gracias al fenómeno mediático de HBO, esa épica fantástica llena de intrigas palaciegos y personajes de moral ambigua llamada ‘Juego de Tronos’, la saga ‘Canción de hielo y fuego’ en su conjunto ha sido lanzada a los primeros puestos de las listas de ventas de medio mundo. Pero las novelas de George R.R. Martin no siempre fueron best-seller. No en vano, la primera novela, con el título ‘Juego de Tronos’, se publicó en 1996, quince años antes de que su autor fuera convencido para adaptarla al formato audiovisual -idea a la que se resistió una y otra vez. Catalogado por algunos como el Tolkien moderno, su particular universo de Poniente -‘Westeros’ en el original- no hace sino crecer a medida que pasan los años y se las ideas se le multiplican.

 

Hasta la segunda temporada, la serie de HBO ha seguido, de manera bastante fiel, los límites de novela por año. Así, mientras que la primera temporada se cierra cuando termina ‘Juego de tronos’, la segunda cubre la ‘Choque de reyes (publicada en 1998). A partir de la tercera, y puesto que las novelas comenzaron a sumar grosor y contenido, las temporadas televisivas -de diez horas- solo tendrán tiempo para cubrir parte de sus tramas. De este modo, ‘Tormenta de espadas’ -para muchos, la mejor y más completa- se dividirá entre la tercera y cuarta temporada. Éstos son los libros que componen la saga principal:

 

 

‘Juego de tronos’ (A Game of Thrones, 1996)
‘Choque de reyes’ (A Clash of Kings, 1998)
‘Tormenta de espadas‘ (A Storm of Swords, 2000)
‘Festín de cuervos’ (A Feast for Crows, 2005)
‘Danza de dragones’ (A Dance with Dragons, 2011)
‘Vientos de invierno’ (The Winds of Winter, sin publicar)
‘Sueño de primavera’ (A Dream of Spring, sin publicar)

 

Cercana a la Inglaterra medieval de la guerra de las dos rosas -en la que Martin se inspira sin rubor-, salpimentados levemente con la magia y las grandes batallas, y dibujada con altos contenidos de sexo, violencia y realismo, esta historia de personaje comparte características formales ‘El señor de los anillos’, pese a que rompa por completo lazos con su convencionalidad. No hay MacGuffin, ni grandes aventuras, sino que el focos de interés principal es la relación interpersonal y los conflictos sociales, haciendo especial hincapié en aspectos religiosos así como en la profundidad de los personajes femeninos, tan denostados por el género. Todo mezclado con cierto aire de nostalgia y pesimismo.

 

Martin era ya un escritor de ciencia-ficción y fantasía famosos antes de que, en 1991, comenzara a tejer su gran obra, planeada al acabar el primer libro como una trilogía. Sin embargo, los manuscritos comenzaron a engordar paulatinamente. De 3 pasaron a 4, y de 4 a 6. Después de dar muchas vueltas a sus ideas, planteándose un salto temporal y subsecuentes flashbacks, decidió seguir con la misma trama, doblando en personajes centrales, y concluir, por fin, que los libros deberían ser siete. No promete nada, pero ésta parece ser la cifra definitiva, dado que el 7 es un número clave en el mundo de Westeros. Es firme hasta que «deje de ser firme», según palabras del propio autor. Conocido por entregar siempre tarde sus manuscritos, lo que nadie puede asegurar es el año en el que se editarán sus últimas novelas. Habiendo sido demasiado optimista en el pasado, ahora se conforma con un irónico «estarán acabadas cuando estén acabadas». Mientras sigue lanzando nuevas ideas y tramas, Martin escribe un episodio televisivo al año para Dan Benioff y D.B. Weiss, show-runners de la serie ‘Juego de Tronos’.

 

De manera adicional, Martin ha expandido el universo a través de pequeños relatos autocontenidos -en el pasado de Poniente- como los de ‘Tales of Dunk and Egg’ (Cuentos de Dunk y Egg), que en España solo han sido publicadas como adaptación al cómic. La historia no es una precuela en sí, sino más bien una historia independiente, que solo se relaciona en los detalles. Las tramas, mucho más centradas en la caballería, los viajes y las aventuras que ‘Canción de Hielo y Fuego’, se sitúa 89 años antes de que la franquicia principal comenzara, y se centra en un joven escudero con ganas de comerse el mundo y su pequeño y misterioso compañero de viaje, Egg. Es una fiera totalmente distinta, pero igualmente disfrutable por méritos propios, más familiar y convencional. Es difícil que veamos una adaptación de esta historia en pantalla, pero un grupo de fans está tratando de lograr financiación para el proyecto vía crowdfunding. Éstas son, de momento, las cuatro historias de la saga:

 

El caballero errante‘ (The Hedge Knight, 1998)
La espada leal‘ (The Sworn Sword, 2003)
The Mystery Knight‘ (2010)
The She-Wolves of Winterfell‘ (sin publicar)

 

Suficiente material para empaparos mientras esperáis temporada a temporada. Al igual que la serie, las novelas son asequibles tanto para lectores de fantasía habituales como para advenedizos del género, puesto que trata de romper con los cansinos temas, estructuras y roles que se multiplican por los trabajos menores. Un ‘page-turner’ con todas las de la ley, repleto de cliffhangers, traiciones y sorpresas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *